Bacalao gratinado a la crema de miel y espinacas (receta)

Disfruta preparando este plato, cocinado con una base de Pescados y mariscos y pertenece a los platos de la cocina Tradicional Sevillana. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como segundo plato.

Ingredientes:

4 medallones de bacalao desalado

1 hoja de laurel

500 gr. de espinacas

100 gr. de harina

250 ml. de nata líquida

6 cucharadas de miel

Nuez moscada

Queso rallado y sal.

 

Así lo cocinamos

Ponemos el bacalao en una olla con la hoja de laurel y lo cubrimos de agua. Hervimos durante 5 minutos, escurrimos el pescado y reservamos el agua de cocción.

Hervimos las espinacas en agua salada durante 5 minutos. Las escurrimos y las picamos.

En una cazuela cocinamos la harina con un poco de aceite de oliva, removiendo bien para que no se queme. Vamos añadiendo caldo de la cocción del bacalao (hasta medio litro) sin parar de remover. Ponemos también la nata y la miel y dejamos que empiece a hervir. Ponemos un poco de nuez moscada y sal y retiramos del fuego.

En una bandeja de horno ponemos parte de esta crema, encima las espinacas y, sobre éstas, el bacalao. Cubrimos con un poco más de crema y espolvoreamos con queso rallado. Gratinamos en el horno hasta que quede una capa dorada y crujiente.

 

 Trucos y Consejos

Si quieres que la crema quede con más cuerpo, utiliza menos caldo de la cocción del bacalao.

 

 Información Nutricional

El bacalao es un pescado que se caracteriza por su bajo contenido graso y por su aporte de proteínas de alto valor biológico. Las espinacas que lo acompañan son ricas en vitaminas y minerales, como el magnesio y el calcio, y en sustancias de acción antioxidante, muy beneficiosas para la salud.

 

La crema de miel es la que aporta más calorías a este plato, ya que la hemos elaborado con nata, harina y miel, productos con altas cantidades de azúcar, hidratos de carbono y grasa.

 

Buen provecho!

 

Fuente y fotografía: Sevilla ABC