Cinnamon rolls o rollos de canela. Receta fácil para niños

Tenemos un enorme placer de traeros una de las recetas ‘estrellas’ de la pastelería del norte de Europa: rollos de canela, o cinnamon rolls. Aunque muchos piensen que su origen está en Norteamérica, donde se ha hecho muy popular, en realidad este exquisito dulce proviene de Suecia, donde es más conocido por pan de canela.

Sigue una receta fácil, práctica y sencilla para preparar estos rollos de canela y compartirlos en familia. No esperes una ocasión especial para hacer este postre tan original y rico. Reúne los ingredientes y nosotros te enseñamos a hacerlo, paso a paso.

Ingredientes:

 

250 gr. de harina de fuerza

10 gr. de levadura fresca

100 gr. de mantequilla o margarina

130 ml. de leche tibia

1 huevo / Sal /esencia de vainilla

Para el relleno:

4 cucharadas de mantequilla o margarina

60 gr. de azúcar moreno

1 cucharada de canela en polvo

 

Si lo desea póngale un glacé o glaseado por encima a los rollos de canela, a la hora de servirlos.

Se hacen  batiendo:

100 g de queso crema a temperatura ambiente

1 taza de azúcar pulverizada

¼ taza de mantequilla sin sal a temperatura ambiente

½ cucharadita de extracto de vainilla

Y ya está.

 

  • Lo primero que haremos es la masa. Mezclar la harina tamizada, una pizca de sal y la levadura, para se unan bien. Poco a poco, añadir la mantequilla o margarina derretida y mezclar todo con las manos. Agregar la leche, el huevo y la vainilla, y seguir amasando con los dedos. Cuando se forme una masa compacta, hacer una bola, ponerla en un bol y cubrirla con film plástico. Dejar que crezca por 1 o 2 horas.
  • El relleno se puede hacer mientras la masa crece. Mezclar la mantequilla o margarina con el azúcar y la canela. Cuando la masa esté lista, abrirla con la ayuda de un rulo sobre una superficie enharinada en formato de un rectángulo, y cubrirla con el relleno. Enrollar la masa y cortar rebanadas de 2 a 3 cm de grosor.
  • Disponer los rollos de canela en una fuente para horno, previamente untada de mantequilla o margarina y dejarlos crecer por unos 20 minutos. Mientras tanto, ponte a calentar el horno a 180 grados.
  • Bueno, ahora solo nos queda llevar la fuente con los rollos de canela al horno por unos 30 minutos, aproximadamente, o hasta que estén dorados por encima.

 

Y listo cinnamon rolls, ¡¡¡recién salidos del horno!!! Humm… ¡¡qué olor a canela!!

 

Recomendaciones:

 

– Si deseas, al relleno de los rollos de canela también puedes añadir pasas o nueces picadas, o incluso algo de crema de queso o nata. Estará muy bueno de todas formas.

 

 

Fuente:  Guia Infantil

Fuente glaseado: Lo que se cocina en esta casa