Cuando los ojos delatan el cansancio

La zona más delicada del rostro es la de los ojos, ya que es la parte del cuerpo donde la piel es más fina y por ende sensible, de allí que el cansancio sea muy evidente cuando aparecen las ojeras, bolsas y arrugas periorbitrarias.

Un estilo de vida estresante con pocas horas de sueño, la sobreexposición a los rayos del sol sin la protección adecuada, tomar poca agua y consumir muchos alimentos ricos en sodio que favorecen la retención de líquidos, además del poco tiempo dedicado a la correcta limpieza facial, definitivamente, todo esto pasa factura.

 

Adicionalmente, la dermis (capa profunda) de la piel que rodea a los ojos es muy delgada y vulnerable a los daños y tiene un espesor aproximado de 0,3 milímetros en comparación con el resto de la piel en el rostro que tiene 1 o 2 mm. Por ello, si hay una zona para delatar la edad con mayor facilidad, el cansancio, el estrés, el mal dormir y el malestar físico es la de los ojos.

 

Las señales saltan a la vista cuando aparecen las temidas líneas de expresión o “patas de gallo”; las bolsas o abultamientos en la parte inferior o superior de los párpados que se forman por el exceso de grasa y la retención de líquido; y las ojeras que son muy frecuentes en las personas alérgicas o con mal dormir, se producen porque hay poco tejido graso y mayor cantidad de vasos sanguíneos en esa área y empeoran con el cansancio.

 

¿Cómo aliviar el cansancio en los ojos?

La doctora Susana Misticone, dermatóloga y profesora de Cosmiatría en el postgrado de Ciencia y Tecnología Cosmética de la Universidad Central de Venezuela, indica las siguientes alternativas terapéuticas para aliviar las señales del cansancio en los ojos:

 

Para las arrugas: Lo más importante es utilizar cremas hidratantes, cremas que contengan vitamina C y algún retinoide tópico como el retinol o el retinaldehido. Las inyecciones en pequeñas cantidades de toxina botulínica (mejor conocida como bótox ) se indican cuando las arrugas son muy evidentes y las eliminan por un lapso de 4 a 6 meses. Otros tratamientos con láser como el de Erbium y CO2 actúan induciendo la síntesis de colágeno y se traducen en una mejoría notable de la piel.

 

Para las bolsas: La solución de este problema es quirúrgica. Se hace una operación generalmente ambulatoria, llamada blefaroplastia y es muy efectiva.

 

Ojeras: En el caso de que la pigmentación sea oscura la opción es el láser de Q swicht con resultados buenos pero temporales, por lo cual debe repetirse cada 2 o 3 meses. Dormir lo suficiente y tomar un antialérgico también incide en la mejoría, aunque sea momentánea.

 

Es importante inculcar desde la adolescencia hábitos de higiene adecuados, con dermolimpiadores que libran de impurezas a la piel y protegen el manto lipídico. Saber cómo desmaquillar la zona con productos adecuados, sin agredir y hacer de esto una rutina antes de dormir. Los hombres también deben realizar la limpieza del rostro aunque no se maquillen.

 

Además es fundamental el consumo de agua en su forma natural (entre 6 y 8 vasos), porque cuando es bajo hay mayor concentración de sales minerales en la sangre, algo que se traduce en retención de líquidos y eso le da un aspecto hinchado a la piel alrededor de los ojos. Esto puede acentuarse cuando se consumen alimentos altos en sodio como quesos o pescados muy salados, embutidos, enlatados, chucherías, gaseosas (incluso las ligeras) y aguas gasificadas, entre otros.

 

Resulta útil consumir fuentes naturales de vitamina C e hidratar localmente el contorno de ojos con productos como ruedas de pepino (tienen alto contenido de agua), aceite de almendras o de oliva, compresas frías con infusión de manzanilla o compresas de gel frío (icepacks) no congeladas. Igualmente, es fundamental procurar hábitos para el buen dormir y no olvidar el uso diario de protector solar (hasta en la casa u oficina) para prevenir lesiones en la piel y el envejecimiento prematuro.

 

Fuente: Estampas / YUBELITZE ANGARITA BORGES