Huevos a la flamenca

Aprovechando el arranque de la Feria de Abril en Sevilla la revista “Hola” nos quiere enseñar a preparar uno de los platos más característicos, sabrosos y sencillos de la gastronomía hispalense.

Gazpacho, pescadito frito, pavías de bacalao, papas aliñás, sangre encebollada con tomate, espinacas con garbanzos, yemas de San Leandro, poleás… Son sólo algunas de las recetas más características de la cocina sevillana, una lista en la que tampoco suele faltar otro clásico igualmente sabroso: los huevos a la flamenca.

Aprovechamos la inauguración anoche de la Feria de Abril (¡en esta sección de Cocina cualquier excusa nos sirve para ponernos el delantal!) para enseñaros a preparar esta receta ligada a la tradición culinaria de Sevilla, y que en realidad no cuenta con único e invariable modo de elaboración. Y es que, tal y como ocurre con la mayoría de los platos de la cocina regional, hay prácticamente tantas recetas de un mismo plato como cocineros la preparan. Ésta es la que nosotros te proponemos, para cuatro raciones. ¡Toma nota!

 

INGREDIENTES:

 

-Aceite de oliva

-Media cebolla

-Un diente de ajo

-Una pizca de pimentón dulce y otra de picante

-50 gramos de chorizo picado

-75 gramos de jamón serrano

-75 gramos de guisantes cocidos

-4 huevos

-200 gramos de patatas

-Sal

-Salsa de tomate (un vaso de los de agua, aproximadamente)

 

PREPARACIÓN:

 

-En una sartén, pon un chorro de aceite de oliva a calentar y rehoga en él la cebolla y el ajo muy picados, con una piza de sal, hasta que empiece a tomar color (unos cinco minutos).

 

-Incorporamos el chorizo picado y el jamón (ya sea también picado en tacos o en lonchas no muy grandes).

 

-Incorporamos una pizca de pimentón picante y otra de dulce y removemos.

 

-Añadimos los guisantes previamente cocidos, y las patatas que, previamente también habremos frito en cuadraditos.

 

-Sobre ello, incorporamos la salsa de tomate y dejamos unos minutos de fuego medio.

 

-Pasamos el contenido de la sartén a una cazuela de barro resistente y hacemos cuatro ‘huecos’ para los huevos. Incorporamos estos y metemos en el horno a 180º/200º durante unos minutos hasta que hayan cuajado (la clara debe cuajar pero la yema de no debe ‘cocerse’ del todo, así podremos untar pan en ella).

 

-Ya sólo queda servir… ¡y disfrutar!

 

Fuente y fotografía: Hola