Receta de tartaletas de espinacas, tomates y queso

Esta receta, pueden prepararse con antelación y darles un toque de horno en el último momento, si queremos comerlas calientes. Incluso admiten congelación, tanto antes como después de haberlas horneado, pudiendo preparar más cantidad, guardándolas después en el congelador.

 Ingredientes para 4 personas

 Ingredientes para la masa:

20 g de levadura de panadería, 140 g leche, 300 g de harina, sal, pimienta y harina para espolvorear la mesa de trabajo.

 

Ingredientes para el relleno:

1 k de espinacas, 2 escalonias, 2 dientes de ajo, 2 cucharadas de aceite, 2 cucharaditas de curry en polvo, sal, pimienta molida, 4 tomates, 200 g de queso fresco granulado o requesón.

 

Cómo hacer tartaletas de espinacas, tomates y queso

 Para preparar la masa, preparamos la levadura en la leche tibia. La amasamos con la harina y un poco de sal y pimienta hasta obtener una masa homogénea. La tapamos y la dejamos reposar una media hora en un lugar sin corrientes de aire.

Para el relleno, lavamos las espinacas y cortamos los tallos. Las lavamos con abundante agua, las escurrimos bien y las picamos (si usamos espinacas congeladas todo este trabajo ya lo tendremos hecho). Pelamos y picamos las escalonias y los dientes de ajo.

Calentamos el aceite en una cacerola y sofreímos las escalonias hasta que estén transparentes. Las espolvoreamos con el curry y añadimos el ajo picado. Finalmente, incorporamos las espinacas picadas, rectificamos de sal y pimienta y lo sofreímos junto unos minutos.

Extendemos la masa sobre una superficie enharinada y forramos con ella ocho moldes de tartaleta previamente engrasados. Los cocemos a horno precalentado a 180ºC unos 8 minutos. Los sacamos del horno. Mientras escalfamos los tomates, los pelamos y los cortamos en rodajas.

pasoapaso

Distribuimos las espinacas en los moldes, las cubrimos con las rodajas de tomate y repartimos el queso por encima. Por último, cocemos las tartaletas unos 30 minutos. Las servimos frías o calientes.

 

Tiempo de elaboración | 1 hora y 45 minutos Dificultad | Fácil

 

Degustación

Puedes servir estas tartaletas de espinacas, tomates y queso como entrante, pero si las presentas con una ensalada completa pueden servir perfectamente de plato único para una cena. Acompañadas de un delicioso vino.  les  aseguro que quedaran encantados con la combinación de sabores.

 

Fuente y fotografía: Directo al paladar